San Daniel - Biografía

Daniel Comboni fue un Pastor, Padre y Profeta del continente africano. cEl nació en Limone sul Garda (Brescia, Italia) el 15 de marzo de 1831, en una familia de campesinos al servicio de un rico señor de la zona.

Su padre Luigi y su madre Domenica estuvieron muy unidos a Daniel, que fue el cuarto de ocho hijos, y el único sobreviviente. Ellos tres formaban una familia unida, de fe profunda y rica de valores humanos, pero pobre de medios materiales.
La pobreza de la familia empuja a Daniel a dejar su pueblo para ir a la escuela a Verona, en el Instituto fundado por el sacerdote don Nicolás Mazza.
Durante los años pasados en Verona Daniel descubre su vocación sacerdotal y misionera, cursó los estudios de filosofía y teología y, sobre todo, se abrió a la misión de África Central, atraído por el testimonio de los primeros misioneros del Instituto Mazza que volvían del continente africano.
Comboni trabajó incansablemente por liberar a muchos esclavos, por dar protagonismo a las mujeres africanas, por buscar vocaciones autóctonas y, sobre todo, en la animación misionera de las iglesias.

 El 10 de octubre de 1881, a los 50 años de edad, marcado por la cruz que nunca lo ha abandonado «como fiel y amada esposa», Comboni murió en Jartum (Sudan), en medio de su gente, consciente de que su obra misionera no moriría.
Comboni acertó. Hoy su obra no ha muerto. Como todas las grandes realidades que «nacen al pie de la cruz», sigue viva gracias al don que de la propia vida han hecho y hacen tantos hombres y mujeres que han querido seguir a Comboni por el camino difícil y fascinante de la misión, entre los pueblos más pobres en la fe y más abandonados de la solidaridad de los hombres.
La Iglesia reconoció el trabajo y la entrega misionera de Comboni, por eso, el 5 de octubre del 2003, el Papa Juan Pablo II lo canonizó poniendo como ejemplo a seguir en la vida misionera. Su fiesta principal se celebra el 10 de octubre.

 

 

 

 

 

 

 

Copyright Misioneros Combonianos - Colombia 2015